La visión humana en el autotransporte, el modelo Alianza Trayecto

ESCOBEDO, N.L.- Cuando Antonio ingresó hace no muchos años como personal de intendencia a las filas de esta empresa, lejos estaba de pensar que aquí tuviera la oportunidad de finalizar su bachillerato, y menos aún, que fuera uno de los primeros 14 egresados como Ingeniero en Transporte y Logística, carrera impartida por la UDAT, a través del programa que se tiene con la Universidad Tecnológica Gral. Mariano Escobedo.

“El país será mejor en la medida en que haya mejores empleos, mejor pagados y con plan de vida y carrera”, así define Jorge Casares, director general de Alianza Trayecto el compromiso que tiene la organización y los accionistas con este tipo de iniciativas, como la Plataforma Educativa para el Crecimiento (PEC), que dota de oportunidades a todo el personal para finalizar estudios de bachillerato o universitarios y continuar su desarrollo personal y profesional.

Si bien Alianza Trayecto, a través de la UDAT y sus centros de capacitación, trabaja en la generación de operadores, activo sustancial para que se mantenga la operación del negocio, no descuida otras posiciones que pueden ser vulnerables y por lo tanto las atiende.

Alianza Trayecto Capital humano 1

“Siempre decimos que los operadores son el centro de las empresas de autotransporte, pero lo son todas las áreas, qué me dicen del personal de intendencia y de seguridad. Esas plazas son parte de nosotros, porque resultan importantes y con los que también estamos comprometidos. Los colaboradores para nosotros son familia y debemos responder por ellos”, enfatizó Jorge Casares en entrevista con T21.

Actualmente en Alianza Trayecto participan más de 6,400 colaboradores, por ello es que el cuerpo directivo está consciente de que pueden ser agentes de cambio a través de la influencia que se tenga en primer término con su equipo, en afán de lograr un mejor país y que ese discurso se transmita a sus familias y personas.

“En capital humano tenemos un presupuesto casi abierto, para hacer lo que tengamos que hacer, enfocándonos a la capacitación y a la UDAT, así como el bachillerato y las carreras con la Universidad Tecnológica”, puntualizó Jorge Casares.

Uno de los valores que preserva Alianza Trayecto es ser coherente entre lo que se dicta en el discurso y lo que se aplica en la realidad, y así lo dejaron plasmado en el momento más grave de la pandemia en 2020, cuando salieron a las carreteras a donar cerca de 500 comidas diarias a los operadores que recorrían el país, y que no encontraban lugares para abastecer su comida.

“El objetivo fue agradecer la labor desempeñada, y reconocer el compromiso con el autotransporte y con nuestro país”, así describió Casares López el trabajo realizado al entregar cerca de 12,000 comidas.

Pero también lo hicieron con las comunidades cercanas a sus centros de operación, en donde también el enfoque fue apoyar quizá en el momento más grave para todos los grupos vulnerables. “Salimos a las calles a dar despensas, el objetivo no era hacer promoción de nuestra marca, era ser solidarios con la gente”, destacó.

A la distancia y con los momentos que se han superado, Jorge Casares reconoce que se ha triunfado porque se ha podido superar los retos y contribuir en la construcción de un mejor país. “México es muy grande y México nos necesita”, afirmó contundente.

Revisa aquí la programación de: Diálogos Empresariales de Logística.

Comenta y síguenos en Twitter: @DidierRT (Enviado) @GrupoT21