Industrias Zubiría, aliado del transporte de última milla

Industrias Zubiría, empresa dedicada a la fabricación de carrocerías, cajas y adaptaciones de vanes apuesta por el transporte de última milla en ruta directa hacia una movilidad sustentable.

“En México el reto más importante es que podamos tener una movilidad eficiente, que las empresas puedan llegar a todos lados y no lo vean como un gasto para su negocio, sino que encuentren un buen servicio para el cliente final y que no les genere costos muy elevados”, dijo Óscar Zubiría, director general de Industrias Zubiría.

Con esa visión, en los últimos 10 años la compañía ha innovado en la fabricación de cajas secas y refrigeradas, así como en adaptaciones para el equipo de transporte de carga, con las mejores prácticas de diversos países, pero enfocándose a las grandes flotas que circulan en México y que utilizan unidades más pequeñas para llegar a zonas de difícil acceso, donde camiones pesados no pueden circular por distintos tipos de restricciones.

De ese modo y con la creciente necesidad de vehículos de última milla que ha disparado el comercio electrónico, sobre todo a raíz de la pandemia, fabricantes de este tipo de equipos se han convertido en un aliado para que las transportistas puedan abarcar más operaciones con una flota que realice el mayor número de viajes a un menor costo.

También lee: Continúa raza negativa en venta de vehículos pesados en México

“En nuestro país es muy característico la forma en que entregan los grandes corporativos, ellos tienen que sacar de un solo centro de distribución 40 vehículos que van a repartir a unas 50, 60 tienditas cada uno y entonces deben tener todo un sistema de logística dentro de la misma caja”, comentó el directivo.

En ese sentido, explicó que esta logística se basa en cuestiones que van desde el acomodo, el manejo de las mercancías, la carga y descarga de los productos hasta su transportación.

“Y es ahí donde decidimos incorporar alta ingeniería a estos procesos. Entonces ya no consideramos que fabricamos una caja cuadrada, una caja de aluminio, ahora somos fabricantes de equipo aliado porque es muy importante el rack que utiliza el cliente, cómo se maneja el operador y que estemos muy alineados con los reglamentos de las ciudades, ya que estos cambian constantemente”, destacó Óscar Zubiría.

También lee: El rebase del cambio tecnológico

Por otro lado, el director general de la compañía comentó que con la contingencia sanitaria en abril y mayo este mercado se frenó debido a la incertidumbre que tenían muchos flotilleros sobre invertir o no en nuevas unidades, sin embargo, a partir de mayo la empresa experimentó una importante demanda.

“En mayo vimos un empuje muy importante en asesoramiento, adaptaciones y venta de equipo nuevo. De ese mes a octubre las ventas de equipo nuevo crecieron 37% respecto al mismo periodo del año anterior”, dijo.

La caja “mágica” de Industrias Zubiría

Actualmente Industrias Zubiría comparte administración con Remolques Zubiría, la primera firma está a cargo de Óscar, mientras que la segunda la dirige su hermano desde 2003.

“Son empresas hermanas, la de remolques está en Cuautitlán y la de carrocerías está en Teoloyucan y aunque compartimos administración y proveedores, los principios de ingeniería están enfocados a ramos distintos”, explicó.

De esa forma, Industrias Zubiría cuenta con 3 segmentos principales: paquetería, equipos ligeros y adaptación.

“En paquetería hemos hecho adaptaciones en vanes para clientes como DHL, Estafeta, UPS o FedEx, unidades en las que hemos hecho adaptaciones de equipo para que lleguen a todas las casas y donde toda la mensajería va perfectamente acomodada conforme a las necesidades de los clientes, incluso según las rutas y destinos”, compartió el director general de la empresa.

La segunda división se especializa en la fabricación de equipo ultra ligero que permite entrar a zonas conurbadas o residenciales, donde los reglamentos de tránsito no permiten la circulación de camiones de 4.5 toneladas o doble rodada en eje trasero.

Y la división de adaptación se enfoca en carrocerías que ya operan y se les instalan distintos tipos de racks, puertas o configuraciones para un mejor manejo de la carga.

Una empresa de largo trayecto

Pero Industrias Zubiría no surgió de la “noche a la mañana”, es una empresa con una amplia trayectoria. De acuerdo con el director general, primero se formó Caytrasa en 1963, cuando el bisabuelo de los hermanos Zubiría decidió aplicar toda su experiencia como proveedor de Kenworth y reparador de remolques llevando a la empresa a su mejor posición en la década de los años 90.

“Luego mi tío, Ignacio Zubiría, tomó la dirección de Caytrasa y en 1989 decide crear Talleres Zubiría, enfocada ya a la fabricación de carrocería sobre chasis, entonces había 2 empresas, una dedicada al equipo pesado para trailers y la otra dedicada a carrocerías, pero después Caytrasa cerró operaciones en el 2000 y Taller Zubiría y cambia el nombre a Industrias Zubiría y quedó al frente mi papá el doctor Jesús Zubiría”, contó el actual director de la empresa.

Comenta y síguenos en Twitter: @XanathLastiri / @GrupoT21

  • Consulta la edición electrónica de la revista T21 de noviembre en este link
  • Suscríbete aquí al boletín de noticias de T21
  • Solicita tu suscripción a la revista impresa en: suscripciones@t21.com.mx