La ruta normativa en vía de la seguridad vial para fabricantes

PUEBLA, PUE.- Este año el Congreso de la Unión aprobó una serie de normas para regular al autotransporte en México y a poco más de dos meses para que concluya 2019 ya se perfilan importantes cambios que los fabricantes de la industria automotriz deben contemplar para no violar la ley, impulsar la seguridad vial y explorar nuevas oportunidades del mercado.

En ese contexto, integrantes de las diversas ramas industriales que integra el sector de la industria automotriz de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) hablaron en Expo Transporte ANPACT 2019 sobre los procesos de actualización y revisión de Normas Oficiales Mexicanas (NOM), Normas Oficiales y nuevas iniciativas para este sector, el cual contempla al transporte de carga.

Salvador Saavedra, Presidente de la Rama Industrial 105 de Fabricantes de Remolques y Semiremolques, destacó que entre estos cambios se debe acelerar la marcha para las modificaciones a la NOM-044-Semarnat-2017, por que planean solicitar a las autoridades federales se garantice el abasto de diésel de Ultra Bajo Azufre (UBA) al 100% en todo el país.

También puedes leer: ANPACT pide convivencia de tecnologías; da banderazo a Expo Transporte 2019

Otra norma en proceso de revisión es la NOM-012-SCT-2- 2017, la cual no ha podido concluir debido a que hay modificaciones para la revisión y emplacamiento de dollys y para el sistema de telemetría para los doble semiremolques.

Al respecto Salvador Saavedra comentó que “la SCT (Secretaría de Comunicaciones y Transportes) puso muchas cosas ambiciosas de cómo lo quiere, pero no tiene forma de enganchar los datos”.

Un ejemplo de anterior, dijo, es que las empresas tendrán que dar la información a la SCT de la posición y velocidad de las unidades contemplando un periodo de dos meses, por lo que “es una cantidad de información que no será fácil analizar. Está terminándose un protocolo y hasta que no digan cómo le van a hacer sigue pendiente estas modificaciones”, comentó.

La NOM-035-SCT-2-2010, que concluyó su proceso de revisión y se espera que su publicación sea en noviembre próximo, aborda cambios en el tiempo del sistema de frenos, por lo que los fabricantes deben planear todo un sistema de ingeniería especializado que realice estas modificaciones, o bien, recurrir a la subcontratación para adaptar esta disposición.

Asimismo la norma propone una certificación para este punto, la cual puede tardar un año para que se aplique luego de su publicación, tiempo para que los fabricantes piensen en las inversiones necesarias, indicó el Presidente de la Rama 105.

La NOM-014-SCT-2-2019 busca nuevos requerimientos para la manufactura de defensas traseras, que deberán atender los fabricantes de carrocería. Se trata de un proyecto aprobado y que en cuanto sea publicado estará sujeto a comentarios. El representante de los fabricantes de remolques y semiremolques comentó que este requerimiento “es similar al que tienen los remolques para que no se incruste”.

En tanto, este año también se creó la inciativa ANTEPROY-NMX-D-323-IMNC-2019 que busca reducir los incidentes de dobles remolque, por lo que plantea el Método para evaluar los dispositivos que previenen la volcadura del segundo remolque.

Por otro lado, Salvador Saavedra destacó la importancia de homologar la clasificación de los vehículos ya que de no hacerse continuarán las confusiones y no se podrán estandarizar parámetros claros en la normatividad, por ello se planea una norma oficial mexicana en la que todavía se trabaja para la evaluación de su planteamiento.

Comenta y sígueme en Twitter: @XanathLastiri / Enviada