Reinventando la rueda: General Motors y Michelin

Después de 3.5 milenios según los registros de evidencia que se tiene de la invención de la rueda, ha tenido múltiples mejoras; en el año 1000 a.C., los celtas pusieron en uso las primeras llantas de hierro alrededor de las ruedas de sus carros, el sistema se mantuvo sin grandes cambios hasta el siglo XIX cuando en 1802 se patentó el primer radio de alambre, cuyas modificaciones lo llevaran a lo que hoy vemos en cada bicicleta.

Años después, en 1845, apareció el neumático, que comenzó siendo de caucho muy duro para luego suavizarse, hasta como las que conocemos ahora. Es uno de los mejores inventos de la humanidad. Tanto que es difícil imaginarse el mundo sin ella.

Los fabricantes actuales como Michelin, Hankook, Continental, Goodyear, Toyota y hasta la NASA vienen presentando proyectos pensando en el futuro.

Ya nos podemos ir olvidando de los pinchazos, reventones o que tus ruedas no tengan la presión correcta, el tiempo de espera, el costo, la incomodidad no te la evita nadie. Ante esto. Durante el evento Movin’On Summit para la movilidad sostenible realizado el 04.06.19. General Motors (GM) se lanzó y pretende desarrollar una llanta sin aire en conjunto con la empresa francesa Michelin y apunta a introducirlo en vehículos de pasajeros para el año 2024. Al producto lo han denominado UPTIS (Unique Puncture proof Tire System), en español: Sistema único de neumáticos a prueba de pinchazos.

Steve Kiefer, Vicepresidente Senior Global de Compras y Cadena de Suministro de GM, comentó: “En General Motors estamos emocionados con las posibilidades que UPTIS presenta y encantados de colaborar con Michelin en esta tecnología innovadora. UPTIS será ideal para impulsar la industria automotriz hacia el futuro y es un gran ejemplo de cómo nuestros clientes se benefician cuando colaboramos e innovamos con nuestros proveedores”.

Según lo informado en el evento Movin’On Summit, una flota de Chevrolet Bolt EV será la encargada de probar la eficacia de este nuevo neumático UPTIS sin aire. Según Michelin, el neumático dispone de muchos puntos positivos respecto a las ruedas tradicionales:

a. Reduce la cantidad de llantas perforadas o dañadas que se desechan antes de llegar al final de su ciclo de vida.
b. Reduce el uso de materias primas, la energía para la producción y las emisiones relacionadas a la manufactura de llantas de repuesto que no son necesarias.
c. Duran más al eliminar el desgaste irregular causado por inflarlas excesiva o insuficientemente.
d. Reduce los peligros ocasionados por llantas ponchadas y desinfladas.

El concepto de UPTIS también destaca por su conectividad con otros sistemas del vehículo, por ser imprimible en 3D y por ser 100% sostenible. Michelin estima que aproximadamente el 20% de los neumáticos se desechan cada año debido a pinchazos o desgaste irregular. En total, 200 millones de unidades son desechadas anualmente y eso es una tonelada de desperdicios que podrían reducirse significativamente con la tecnología sin aire.

¿Cuántos milenios pasarán hasta que la rueda deje de ser utilizada?

Escríbeme en: miguelangelcruz.gestion@gmail.com