DeSastre logístico de Inditex

Por:
Osiel Cruz
Archivado en:  | Bitácora | Inditex | Massimo Dutti | Zara

Un axioma de las empresas líderes en el rubro logístico es que: "producto que no está en el anaquel a la hora que el consumidor lo requiere, es una venta perdida". Y tiene mucha razón esa sentencia.

Por eso, empresas de productos de consumo como Bimbo, Coca Cola, Sabritas y otras, que han entendido la verdad de ésta máxima, se han erigido como líderes en su segmento buscando cumplir con ese propósito de servicio. Es bastante seguro que en cualquier tienda o estanquillo al que usted entre, por remoto que se encuentre, estén los productos de éstas firmas en el anaquel.

Una marca equivalente en lo que respecta a la moda en el vestir, es el caso de la firma Inditex, controladora de marcas como Zara, Massimo Dutti, Pull & Bear, Stradivarius, Oysho y Bershka, entre otras. Esta firma se ha distinguido por su modelo logístico, de ser el primero en llegar con las tendencias de la moda al mercado.

Hoy Inditex diseña, produce y distribuye sus prendas de vestir a más de seis mil tiendas en 80 países, y su eficiente logística le permite abastecer nuevas tendencias cada dos semanas. El proceso logístico se logra desde los 12 centros de distribución que tiene la firma en España, y desde donde se surte en un lapso de 24 horas a las tiendas de Norteamérica y 48 horas al resto del mundo.

Toda una gran hazaña logística que hay detrás, desde los países donde se confeccionan las telas y las prendas, hasta los puntos de venta de la firma. Su exitoso modelo de negocio, ha llevado a que su principal accionista, Amancio Ortega, se posicione en el segundo sitio entre los multimillonarios del mundo que publica la revista Forbes, con una fortuna estimada en 67 mil millones de dólares en 2016, apenas superado por Bill Gates, fundador de Microsoft.

En su biografía autorizada "Así es Amancio Ortega, el hombre que creó Zara" escrita por Covadonga Oshea, algunos de los mensajes clave de este exitoso empresario español que explican su modelo de negocio son: "Vivimos para que la tienda esté enfocada en vender. Todos los demás estamos a su servicio”; y, "el consumidor es el rey y todo tiene que estar al servicio del cliente".

Soy un admirador del modelo de negocio de Zara y sus demás marcas. Y aunque soy poco comprador de sus distintas marcas, traigo a cuenta estos antecedentes sobre la firma del señor Amancio Ortega, porque recientemente sufrí una decepción de su modelo de negocio y comprobé que las sentencias del señor Ortega, no necesariamente se cumplen a pie juntillas.

El pasado viernes 24 de junio visité una tienda Massimo Dutti de un centro comercial de la Ciudad de México. Un par de pantalones para la temporada de verano llamaron mi atención y decidí probármelos, confirmando otra tesis del señor Ortega: "Los probadores son un punto de venta importante".

Dándole la razón al fundador de Inditex, le pedí al vendedor que me atendió si podía llamar al sastre para tomar la medida del largo de aquellos pantalones para ajustarlos a mi medida, ya que a diferencia de las marcas americanas que manejan distintos largos, Inditex solo confecciona con un largo estándar en pantalones, y que por supuesto no es mi medida.

La respuesta que tuvo el vendedor de Massimo Dutti a mi solicitud me sorprendió.

-La medida la tomo yo, pero el sastre está de vacaciones y regresa hasta el 7 de Julio-.

-Supongo que en estos casos, el sastre de una tienda hermana nos puede apoyar ¿no?- inquirí.

-Es el mismo sastre en la Ciudad de México- respondió.

-¿Será entonces el de Zara?-, sugerí.

-Es el mismo-, contestó.

-Entonces, ¿no tenemos alternativa?- pregunté.

-No, hasta el 7 de julio- reiteró.

Las mismas respuestas me las daría el gerente minutos después, y así en unos minutos, pasé de la sorpresa al azoro. Conociendo el modelo logístico robusto que hay detrás de Inditex yo estaba incrédulo.

Me imaginé cuánta gente más como yo en las tiendas de Inditex de la Ciudad de México, que compran por una necesidad inmediata, estaban renunciando a hacer sus compras si sus prendas necesitaban un ajuste porque éstas sólo podían ser corregidas a partir de 15 días después.

Acaso Inditex, una corporación con más de 80 mil trabajadores en el mundo no puede tener un sastre que cubra las vacaciones del titular para no permitir que la falta de éste, eche a perder todo el buen trabajo del aparato logístico que hay detrás de Inditex. Hicieron bien lo más difícil, pero en mi caso como cliente, fallaron en lo más simple.

Después de mi desafortunada experiencia en Massimo Dutti, visité la tienda de enfrente. Un competidor europeo donde encontré tres pantalones a mi medida para este verano, que Inditex ya no vendió.

P.D.

Este martes y miércoles en el marco de Expo-Carga en el Centro Banamex, T21 realiza cuatro paneles con líderes logísticos sobre temas de interés como: El transporte Intermodal, la distribución urbana, modelos logísticos disruptivos y la distribución de hidrocarburos. Tendremos panelistas de primer orden entre los que se encuentran el Presidente del Kansas City Southern de México, José Zozaya; y el Director Comercial Corporativo de Grupo Transportes Monterrey, Fernando Bernal, entre otros.

Sígueme en Twitter: @CruzOsiel

Recomendaciones para proseguir la lectura:

Comentarios de los lectores:

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <blockquote>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se realiza para impedir el envío automatizado de mensajes spam.
4 + 12 =
Resuelve esta sencilla operación matemática y escribe el resultado.