¿Es en realidad factoraje lo que me están ofreciendo?

En 2006 se derogaron artículos que permiten a cualquier persona o sociedad ofrecer y operar el factoraje en territorio mexicano.

¿Qué ocasionó esto? Por un lado, generó más competencia y quien salió ganador fueron las empresas que han contratado dicho servicio.  Por otro lado, inició una promoción falsa o engañosa del servicio por algunos bancos y empresas de factoraje en nuestro país. Para poder explicarles a qué me refiero es necesario que empecemos por la definición del factoraje.

¿Qué es factoraje?

El factoraje consiste en la adquisición de los derechos de créditos provenientes de ventas, otorgando anticipos sobre sus créditos, asumiendo o no sus riesgos.

Muchos bancos y alguna que otra empresa de factoraje están ofreciendo factoraje de cuentas por cobrar de manera engañosa, ya que para que sea un factoraje real debe de haber cesión de derechos de los créditos y realizar una debida diligencia en el estudio de la cartera para poder emitir una cotización o propuesta de trabajo.

El proceso común de este pseudo factoraje es que el usuario (facturado) sube las facturas a un portal del factorante (banco o empresa de factoraje) quien le paga al facturado un porcentaje o la totalidad del valor de las facturas que acaba de someter al portal. El facturado nunca cede los derechos de cobro y debe de realizar las gestiones de cobranza para pagarle al factorante el monto fondeado inicialmente, más la comisión que se le cobra por dicho servicio.

El banco o empresa de factoraje debe de adquirir los derechos de los créditos, de lo contrario lo que le están ofreciendo puede ser un préstamo disfrazado de factoraje.

Incluyo los pasos que regularmente se usan en un factoraje verdadero para que pueda identificar si lo que le están ofreciendo es o no factoraje:

Paso 1: Expedición de factura

Usted vende un producto o servicio a su comprador y su compañía expide una factura para su cliente.

Paso 2: Presentación de factura

En lugar de esperar el pago de la(s) factura(s) en 30, 60 o 90 días, su empresa asigna las mismas a la empresa de factoraje o banco.

Paso 3: Recepción de pago

La empresa de factoraje o banco le deposita del 80% al 90% del valor de su(s) factura(s), y mantiene del 20% al 10% restante como reserva de seguridad hasta que se cumplan los términos de las mismas facturas y reciba pago de su cliente.

Paso 4: Liberación de reservas

Su cliente realiza el pago de la(s) factura(s) a la empresa de factoraje o banco, quien le reembolsará dentro de 24 horas el 20%-10% restante, menos la comisión del banco, o empresa de factoraje.

Si desea conocer más sobre factoraje, sus beneficios, con quién y cómo contratarlo, lo invito a que vea el Webinar Factoraje: Clave para el crecimiento.

Hasta la próxima.

El autor es socio de la firma de cobranza especializada en el transporte de carga AFS International y creador del curso Cobranza Eficiente en el Transporte de Carga.

Revisa aquí la programación de: T21 TV

Comenta y síguenos en Twitter: @GrupoT21