Baja Ferries delinea sus planes para 2022

Baja Ferries continúa analizando si para el 2022 suma o renueva un barco de su flota, así como iniciar con nuevas rutas y la construcción de un centro logístico en La Paz, adelantó Bernardo Mercado Deverdún, director comercial de la compañía.

“El negocio va evolucionado y va creciendo las necesidades del mercado y tenemos que ir continuamente haciendo estudios de capacidad de mercado y de la misma capacidad de nuestros buques. Sí tenemos la intención de que en 2022 crecer la flota o cambiar uno de los barcos por uno de mayor de capacidad”, dijo.

En entrevista con T21, comentó que en la ruta Mazatlán-La Paz se requiere una mayor capacidad de la que se opera con el buque “Baja Star”, nave que cuenta con 1,600 metros lineales y se busca uno de entre 2,000 o 2,300 metros lineales.

Mientras que con “México Star” que cubre la ruta de Topolobampo-La Paz también se espera que en 2 o 3 años la capacidad sea rebasada.

“Hay una posibilidad de cambiar el México Star a Mazatlán y comprar un barco de 3,000 metros lineales para la ruta de Topolobampo. Ya tenemos una serie de estudios, pero hasta que no tengamos definido el crecimiento del mercado y la parte de los buques que hay disponibles en el mercado no vamos a determinarlo. Creo que a principios del próximo año ya tendremos un proyecto definido”, apuntó.

De igual manera, mencionó que están realizando un análisis para nuevas rutas en el movimiento de contenedores entre puertos mexicanos del Pacífico hacia Centroamérica, así como de una para cabotaje entre Ensenada, Mazatlán, Manzanillo, Puerto Chiapas para carga seca o refrigerada, aunque todo dependerá del mercado.

En tanto, para la división de transporte a través de Transportadora GEOS, también se buscará renovación y crecimiento de flota, “hoy se está volviendo un complemento muy importante toda la operación que estamos haciendo”.

Asimismo, Bernardo Mercado dijo que igualmente están analizando llevar a cabo un centro logístico en La Paz, con el objetivo de tener una mejor distribución de mercancías.

“Ya tenemos varios clientes interesados, varios proyectos para sacarlo adelante. La compañía tiene en la parte de los patrimoniales algunas áreas específicas donde podríamos desarrollar un centro logístico en forma, con nivel y todos los estándares que la industria necesita. Se tendría que hacer una inversión para la adecuación del terreno, de una bodega, un área de cross dock, otra para la industria automotriz”, indicó.

Detalló que cuentan con 2 áreas para su ubicación y sería para atender las necesidades de Baja California Sur de almacenamiento de perecederos, mercancía en general, de carga de Mazatlán o Topolobampo hacia alguna caja de GEOS, para autos o camiones.

“Una solución integral de logística, que sea eficiente y que repercuta en una mejora de costos. Hoy está por todos lados y no está consolidado en un área. Será el consejo quien decida que va o no, o enfoquémonos a otro proyecto, otro negocio”, dijo.

En este sentido, precisó que hasta el momento no cuentan con un monto de inversión debido a que son proyectos que se encuentran en análisis.

Respecto a la ruta Santa Rosalía-Guaymas, Mercado Deverdún comentó que no continúo debido a que no fue una solución para la industria de la zona, la cual ya contaba con una logística, “no le vieron interés al uso del barco, cuando les ahorraba de 4 a 5 días, ser más eficientes en costos y mejorar muchas cosas y al final no hubo un impulso muy fuerte de los usuarios y del gobierno en su momento. Se invirtió más de 20 millones de pesos y para no seguir perdiendo mejor fue cancelada”.

Baja Ferries espera cerrar este año con una recuperación, mientras que en 2022 se espera un crecimiento y mayor desarrollo en La Paz que significaría un volumen adicional.

Revisa aquí la programación de: T21 TV

Comenta y síguenos en Twitter: @evandeltoro / @GrupoT21