Hapag-Lloyd bautiza al ‘Valparaiso Express’ de 10,500 TEU

Por:
Redacción T21

La naviera alemana Hapag-Lloyd bautizó hoy al buque ‘Valparaíso Express’, el primero de sus cinco portacontenedores de nueva construcción dentro de la nueva clase de 10 mil 500 TEU, informó en un comunicado.

Amadrinó el bautizo Rozío Gonzaléz, esposa de Andrónico Luksic, Presidente del Consejo de Administración del Grupo Quiñenco. El Grupo Quiñenco es el mayor socio capitalista en CSAV, uno de los tres accionistas principales de Hapag-Lloyd.

El bautizo se celebró en la Terminal Pacifico Sur (TPS) del puerto de Valparaíso, instalaciones a las que el ‘Valparaíso Express’ regresará regularmente en el futuro.

Este primer buque de la nueva clase navegará en la línea ampliada Europa-Costas occidentales de Sudamérica de Hapag-Lloyd. En dicho servicio, cuatro de las nuevas naves reemplazarán a buques Panamax ya antiguos, mientras finalizan un segundo servicio con buques Panamax (SW2) y dos contratos de flete con compra de espacios de carga («slot charter») (EW1 y EW2) en la misma área de navegación.

De este modo, Hapag-Lloyd podrá emplear buques más eficientes en el tránsito entre Europa del norte y la costa occidental sudamericana, todo ello sin un incremento sensible de la capacidad comercializada. El nuevo servicio SW es una línea de calidad para esta área de navegación que incluye los mercados más importantes de Europa del norte, y el Caribe y los situados a lo largo de la costa occidental de Sudamérica.

El ‘Valparaíso Express´ necesita nueve semanas para un viaje de circunnavegación prestando el servicio SW, trayecto en el que recala en los puertos de Róterdam, Londres, Hamburgo, Amberes, El Havre, Caucedo, Cartagena, Manzanillo (Panamá), Buenaventura, Callao, Puerto Angamos, Valparaíso, Callao, Buenaventura, Manzanillo (Panamá), Cartagena, Caucedo y Róterdam.

El empleo de los nuevos buques Postpanamax en esta área asegura que Hapag-Lloyd va a conservar su capacidad competitiva como líder del mercado latinoamericano tras haberse ampliado el Canal de Panamá”, declaró Anthony J. Firmin, CEO de Hapag-Lloyd. “Sudamérica, y Chile en particular, es uno de nuestros mercados más importantes. Los nuevos buques nos van a permitir mejorar aún más nuestros servicios, especialmente a los clientes que usan contenedores refrigerados”, dijo.

El segundo buque de la serie, cuya construcción se encargó en abril de 2015, fue entregado hoy a Hapag-Lloyd en los astilleros surcoreanos de Hyundai Samho Heavy Industries. Los tres barcos restantes estarán en manos de Hapag-Lloyd antes de abril del año venidero.

Los cinco barcos navegarán bajo pabellón alemán y dentro de la clase certificada por DNV-GL. Con 333 metros de eslora y 48 metros de manga para un máximo de 19 filas de contenedores adyacentes, las naves ofrecen una capacidad de carga máxima de 123 mil 500 toneladas.

Su calado máximo es de 14 metros, ascendiendo la altura desde la quilla a las superestructuras a una medida total de 63.5 metros. Las ocho bodegas y cubiertas (debajo y encima de cada cubierta viajan respectivamente nueve contenedores superpuestos) ofrecen una capacidad total de 10 mil 593 contenedores estándar TEU, incluidos enganches para dos mil 100 contenedores refrigerados.

Comenta y síguenos en Twitter: @RevistaT21

Comentarios de los lectores:

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <blockquote>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se realiza para impedir el envío automatizado de mensajes spam.
1 + 12 =
Resuelve esta sencilla operación matemática y escribe el resultado.