Se acerca El Buen Fin y con él la cúspide de todos los retos logísticos

Te presentamos una nueva edición de Diálogos Empresariales de Logística con el tema "E-commerce, El Buen Fin y logística: rehabilitando a la economía mexicana".

Nadie se enfrenta dos veces al mismo El Buen Fin, menos al que se espera que sea el más omnicanal en la historia de esta campaña comercial y con el que se prevé impulsar a una economía mexicana deprimida por los efectos de la pandemia.

Entre las crisis sanitaria y económica, esta vez el reto sí que es mayúsculo, aunque las empresas en México han venido preparándose en la parte operativa tras las dolorosas experiencias registradas en estos últimos meses en los que el COVID-19 ha estado presente, afectando profundamente el canal de ventas físico, pero en los que también se ha desplegado todo un arsenal de tecnología digital para subsanar la caída a través de las ventas electrónicas.

La logística y el transporte han sido grandes aliados en este sentido, pero también han debido aprender varias lecciones en el camino ante un boom del comercio electrónico y el cuello de botella que esta gran demanda de envíos de productos les ocasionó en sus centros operativos, llámese almacenes y, con ello, los retrasos en las promesas de entregas hacia el consumidor final.

“En mayo se duplicó el volumen y no hubo una oportunidad de preparación, aunado a una reducción del 20% de empleados que tuvieron que ser enviados a sus casas por ser población de riesgo. Eso puso un reto bastante fuerte”, comentó Jorge L. Torres, vicepresidente de Operaciones en FedEx Express México, uno de los mayores operadores logísticos en el mundo, durante su participación en el programa Diálogos Empresariales de Logística, de Grupo T21, que llevó por título E-commerce, El Buen Fin y logística: rehabilitando a la economía mexicana.

Entre los marketplaces que fueron beneficiados por este fenómeno se encuentra Mercado Libre, el mayor sitio de ventas por Internet en América Latina. Desde marzo y hasta octubre se habían unido más de 9,000 vendedores nuevos a su plataforma, así como 3 millones de nuevos compradores.

Se prevé un Buen Fin muy desafiante, afortunadamente tenemos buenos socios logísticos –entre ellos FedEx Express- y hemos podido reaccionar en un mejor tiempo de lo que fue abril y mayo”, aseguró Javier Dolcet, director de Mercado Envíos.

Del otro lado, empresas como Sally Beauty, uno de los distribuidores más grandes de productos de belleza a nivel mundial, se vio severamente afectada ante el cierre de sus tiendas físicas y, aunque contaba con un canal de ventas digital, no tenía la capacidad instalada para atender el incremento en ventas por e-commerce. Previo a la pandemia este canal apenas representaba el 1% de su facturación y para mayo llegó al 15 por ciento.

“De una semana para otra la demanda creció 1,000 por ciento. Tuvimos que hacer ajustes y reaccionar muy rápido”, contó Ricardo Pérez, director de cadena de suministro para América Latina de Sally Beauty, y adelantó que se espera que la próxima edición de El Buen Fin mantenga la tendencia hacia lo digital, por lo que la empresa ya se ha preparado en temas de infraestructura y la ampliación de sus canales electrónicos para atender la demanda de sus clientes.

La próxima edición de El Buen Fin se llevará a cabo del 9 al 20 de noviembre, una ampliación hacia los 12 días desde los 4 días tradicionales, como una medida para evitar las aglomeraciones en las tiendas físicas, de acuerdo con los organizadores del evento.

También lee: B2B, la otra “mina de oro” en el e-commerce

En medio de la crisis sanitaria han surgido nuevos proyectos como el de Jericoo, que se ubica así mismo como un marketplace 100% libre de plástico, en el que se venden productos de consumo sustentables y que ha tenido un rápido crecimiento. “Tuvimos que cambiar lugar porque necesitábamos más espacio para poder crecer durante la pandemia”, dijo Kilian Maillet, su fundador.

La predicción de la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO) es que por lo menos el 30% de la gente que compre durante El Buen Fin lo haga por la vía electrónica, mientras que en 2019 fue de un 9%, e incluso habrá una mayor confianza para adquirir productos de gran volumen y de amplias categorías más allá de los tradicionales.

“Habrá una mayor relevancia del canal digital para los consumidores y las empresas”, aseguró Daniela Orozco, directora de Investigación de la AMVO.

José Ambe, CEO de Logística de México, confirmó que ha habido casos de empresas que ejecutaron sus planes de digitalización en 5 semanas, lo que se esperaba hacer en los próximos 5 años, ya que hoy en día el comercio electrónico representa gran parte de sus ingresos.

Estos proyectos digitales de las empresas han entendido, en ciertos casos, que tener una visibilidad de los inventarios de sus proveedores y de los proveedores de estos, es decir, en toda la cadena de suministro (pasillo infinito), significará tomar mejores decisiones para activar planes comerciales.

En el caso de Sally Beauty “decidimos innovar, en Ciudad de México abrimos una dark store (tienda oscura) donde se suministra todo lo que son las órdenes y nos permite llegar más rápido con same day y next day (mismo día y siguiente día)”, dijo Ricardo Pérez.

Te recomendamos: El pronóstico para El Buen Fin más omnicanal de la historia es alentador

Jorge L. Torres consideró que para esta edición de El Buen Fin el consumidor en México tendrá una administración más minuciosa de su presupuesto y de las compras que hará. Sin embargo, se espera un volumen de ventas considerable, por lo que FedEx Express México se ha estado preparando en cuando a la contratación e instrucción de nuevo personal, ampliación de su infraestructura logística y la adquisición de nuevas unidades.

“Las inversiones son cada vez menos de manera temporal”, dijo Torres y explicó que esto se debe a que el volumen de compras ha ido alcanzando crecimientos constantes año con año, lo que permite contratar a personal de manera permanente e incrementar su flota vehicular.

“La densidad hace que el costo por paquete sea menor y esto permite que seamos más competitivos en los precios, para que las Pymes sean más competitivas y también como país en comparación con otros”, aseguró.

Los invitados al programa de Diálogos Empresariales de Logística, de Grupo T21, analizaron estos y otros temas dentro de la coyuntura económica, logística, del e-commerce y, por supuesto, del próximo El Buen Fin que será parteaguas en la llamada omnicanalidad, es decir, el aprovechamiento de los canales físico y digital, por lo que te invitamos a revisar el video que colocamos en esta misma publicación.

Revisa aquí la programación de: Diálogos Empresariales de Logística (de Grupo T21)

Comenta y síguenos en Twitter: @EnriqueDuRio / @GrupoT21

  • Consulta la edición electrónica de la revista T21 de octubre en este link
  • Suscríbete aquí al boletín de noticias de T21
  • Solicita tu suscripción a la revista impresa en: suscripciones@t21.com.mx