Logística automotriz, ¿riesgo operativo en México?

La renegociación del tratado de libre comercio que Canadá, Estados Unidos y México mantienen desde hace 26 años, entre otros factores, ha provocado estragos en la industria automotriz nacional, una situación que también ha repercutido en el sector logístico que colabora de manera intrínseca en las cadenas de suministro desarrolladas en esta región sureña de Norteamérica.

Durante los últimos dos años y medio en que los gobiernos de los tres países se sumieron en múltiples reuniones comerciales, la incertidumbre que se generó alrededor del sector automotor derivó en una caída en su operación, reflejándose en un deterioro en el ritmo de crecimiento constante que había mostrado tras la última crisis mundial de 2008-2009.

En México esta situación llevó a la industria a registrar una caída anual de 4.1% en la producción total de vehículos ligeros durante 2019, al sumar tres millones 750 mil 841 unidades; mientras que del lado de la exportación ésta registró una caída de 3.35%, a tres millones 333 mil 586 unidades enviadas al exterior, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Contrario a esta tendencia negativa, los envíos de vehículos ligeros que se realizaron el año pasado hacia Estados Unidos (destino del 79.2% de las unidades producidas en México) mostraron un incremento de 2.9% respecto de 2018, a dos millones 642 mil 354 unidades, donde 68% de ellas fueron camiones ligeros (SUV o Pick Up), uno de los segmentos mejor comercializados en el mercado estadounidense (o 72% de los poco más de 17 millones de autos vendidos el año pasado).

Con la apertura de nuevas plantas automotrices en los últimos años, como KIA, Audi, BMW o Toyota, el mayor objetivo de esta industria había sido superar para estas alturas del camino la barrera de los cuatro millones de unidades producidas anualmente, pero a pesar de contar con la infraestructura y la red de proveeduría para lograr dicho propósito, la actual incertidumbre mantendrá paralizada a la industria y no será sino hasta mediados de este año o inicios del próximo cuando comience un nuevo ciclo alcista.

Te presentamos nuestro reportaje de portada de la edición de febrero 2020 de la revista T21, con un análisis de la situación en la industria automotriz y el sector logístico implicado. Para continuar leyendo el texto te invitamos a dar clic aquí.

(Con información de Xanath Lastiri e Irais García Morales)

Comenta y síguenos en Twitter: @EDuarteT21 / @XanathLastiri / @Irale1427 / @GrupoT21