Movilidad urbana: un sueño roto en México

Por:
Enrique Duarte

El presente y el futuro de la movilidad urbana de mercancías en México son inciertos y desalentadores.

La aparición reciente de políticas públicas locales que pretenden regular el tránsito de vehículos de diferentes configuraciones en las grandes ciudades, merman la competitividad y el crecimiento de todos los actores involucrados en las actividades de cadena de suministro de los sectores productivos. Especialistas, empresarios, académicos han criticado y alertado sobre los efectos negativos de esta situación, pero desde la parte gubernamental, en sus distintos niveles, no parece haber respuestas inmediatas.

Dado que el consumo interno representa alrededor de dos tercios del Producto Interno Bruto (PIB) en México, y éste se concentra principalmente en las grandes urbes, los cambios en la movilidad urbana de mercancías tendrán una implicación positiva o negativa en la economía del país.

Políticas públicas que restringen los horarios de entrada de los camiones de carga, como la Ciudad de México o Monterrey y municipios aledaños, han sido criticadas por la parte empresarial por ser restrictivas, dañinas para sus negocios, y de ser medidas meramente recaudatorias.

Ha sido una incapacidad de los gobiernos de ordenar verdaderamente la movilidad”, afirma Jens Grimm, Presidente de Estafeta, y calcula que tan sólo por un camión pagaría hasta 400 mil pesos anuales por circular en la Sultana del Norte.

“Tienen la intención de mejorar la calidad de vida de las poblaciones urbanas, (pero) muchas veces esas políticas no se conllevan con una logística eficiente y barata”, agrega Hugo Ruiz, Director de Logística y Servicio al Cliente de Colgate Palmolive, empresa que concentra entre el 35 y 40% de su ingreso en las urbes mexicanas.

Este texto pertenece a la edición impresa del mes de agosto de 2017 de la revista T21, si deseas continuar leyéndolo te invitamos a dar clic en este link (página 42 a 44).

Comenta y sígueme en Twitter: @EDuarteT21

Comentarios de los lectores:

Respondiendo al artículo de movilidad urbana

La movilidad en nuestras urbes, más que un sueño roto es uno de los más grandes retos que debemos afrontar como sociedad.
Es cierto que a las administraciones públicas de todos los niveles les ha faltado compromiso y visión para afrontarlo desde su responsabilidad, pero también encuentro que muchos empresarios del transporte de mercancías, cada vez que pueden, tratan de denostar cualquier acción pública, sobre todo, si afecta el bolsillo, recurriendo al argumento del impacto en los costos para todos.
Las soluciones (no es una, sino un conjunto), se encuentran en la propuesta conjunta y el consenso de intereses. Nadie piensa que las soluciones no tendrán un costo para nadie, con toda seguridad habrá que hacer esfuerzos y acomodos, sacando a más de uno de su área confortable.
Les ruego no pensar como Milennials... "tenemos derecho a todo y las soluciones deben venir de algún experto, que finalmente, para eso se les paga". Nada más utópico.

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd> <blockquote>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se realiza para impedir el envío automatizado de mensajes spam.
11 + 0 =
Resuelve esta sencilla operación matemática y escribe el resultado.