Agentes aduanales apuestan por trámites digitales, certificación y control de piratería

LAREDO, TX. - Aunque la ventanilla única ya es una realidad, las aduanas 100% sin papeles aún no, un reto que permitiría mejorar el funcionamiento del comercio exterior. El presidente de la Confederación de Asociaciones de Agentes Aduanales de la República Mexicana (CAAAREM), Alfonso Rojas, explicó que aunque en la operación en sí ya no hay documentos en papel, sí lo hay en el resto de procesos detrás de ella y este es, junto al control de la piratería y la certificación de los usuarios las principales áreas de mejora que se pueden llevar a cabo en las aduanas del país, además de la ampliación de infraestructura.

“Los nuevos funcionarios encargados de la parte de aduanas están abiertos al tema y a escuchar la voz de los usuarios. Podríamos transitar de una manera muy rápida a hacer comercio totalmente digital en México, una transición que seguramente se hará en unos meses, y nos convertiríamos en el primer país de América en hacerlo”, afirmó el agente aduanal en entrevista durante el Foro Mundial de Ciudades Logísticas.

En cuanto a la calificación de los usuarios de las aduanas, Rojas reconoció el esfuerzo realizado con el Nuevo Esquema de Empresas Certificadas (NEEC), que a partir del segundo semestre también aplicará para las agencias aduanales, tras comenzar primero con las empresas exportadoras y, más recientemente, con las transportistas. Y ello aunque hoy por hoy los agentes aduanales, como los proveedores de transporte, no tienen muy definido el beneficio obtenido con esta certificación.

“El tercer tema es tal vez el más complejo. Tenemos que ir apostándole al control de la piratería dentro de los despachos aduaneros, a través del registro marcario, que los agentes aduanales seamos los que elaboremos ese registro que deriva en comparación de precios, de niveles de mercado y de volúmenes para efectos de que tengan la información los expertos en esta área”, señaló. El denominador común a la mercancía pirata es su bajo precio, por lo que ese podría ser el factor que marcase ciertas alertas en el sistema cuando la carga entra con precios demasiado bajos.

Rojas reconoció que no se han notado avances en este aspecto por parte de la Aduana en los últimos meses, aunque sí en los sistemas de alerta de valor de la mercancía que han elaborado los agentes aduanales y que ya están listos.

En cuanto a la infraestructura y, en concreto la de Nuevo Laredo y Laredo, el presidente de los agentes aduanales mencionó que se requiere otro puente internacional, que sería el cuarto en la ciudad mexicana y el quinto en la texana. “Tenemos que empezar ya, porque la gestión se puede llevar más de cinco años y lo cierto es que cada vez va a haber más comercio y tenemos que estar listos”. Al hablar de infraestructura, Rojas no solo se refiere a la específica de la Aduana, sino también a la de acceso. “Puedes tener una aduana muy grande, pero si cuentas con carreteras pequeñas, igual se satura”.

Hoy aún tenemos filas y lo que no permite ya el comercio es que los camiones se paren dos o tres horas y esto pasa en muchas de nuestras fronteras,

concluyó.