Thales destaca beneficios de trenes autónomos

La empresa francesa Thales destacó la importancia de contar con trenes autónomos con Inteligencia Artificial (IA), ya que entre sus beneficios se encuentran ahorros de hasta 15% en energía, así como una mayor eficiencia en el manejo de tiempos de partida y llegada, entre otros.

Nadia González, vicepresidenta para América Latina y country director en México, expuso que la compañía ya se encuentra trabajando para contar con un prototipo para 2023.

“Sabemos que gran parte de los retrasos y problemas que tenemos en los sistemas del transporte se deben al factor humano. Pero qué tal si nos apoyamos en la Inteligencia Artificial (IA). Es seguro que muchos de los detalles como el cansancio, el estado de ánimo, la salud u otros pormenores no serían obstáculo para garantizar que los itinerarios se cumplan en tiempo y forma”, expuso.

Mencionó que un tren con IA, lo cual no necesariamente quiere decir prescindir de la actividad humana, va a potenciar la eficiencia con la que un trabajador puede brindar sus servicios a partir de un sistema que le permita operar de manera eficiente.

Explicó que los trenes autónomos funcionan mediante el uso de Inteligencia Artificial, y esta se apoya a partir de sensores que les permiten “ver” lo que les rodea, día y noche, en cualquier tipo de clima, ya sea lluvia, nieve o niebla. Los sensores le permiten detectar cualquier obstáculo potencial y distinguir entre ellos, posteriormente la computadora a bordo toma una decisión, ya sea acelerar, disminuir la velocidad, detenerse o no actuar.

“En pocas palabras, el tren reacciona de manera diferente dependiendo de lo que vaya detectando en el camino, ya sea el paso de un animal, la presencia de una bolsa o la aparición de un obstáculo. Aquí, los satélites juegan también un papel estratégico, ya que estos permiten determinar la ubicación exacta del tren en todo momento”, dijo.

Como resultado de toda esta serie de procesos, el tren puede tener un viaje más fluido (tranquilo y sin paradas repentinas) lo que se traduce en la reducción del consumo de energía, así como una mayor eficiencia en el manejo de tiempos de partida y llegada.

Además, el hecho de conocer la ubicación exacta de todos los trenes de una red ferroviaria ayuda a optimizar el tráfico, de manera que cuando se necesite un mayor número de trenes para atender a más usuarios en hora pico, esto sea posible de manera segura y continua.

De esta manera, los operadores (también llamados técnicos), siempre están esperando en un centro de control, listos para intervenir si es necesario. Aunque cabe aclarar que cuando los trenes autónomos finalmente operen y lleven pasajeros, siempre habrá controladores a bordo.

Con un sistema autónomo de conducción en los trenes se favorece una mayor descarbonización, ya que tienen el potencial de aumentar la capacidad ferroviaria hasta en 50%, lo que permite más viajes con bajas emisiones de carbono y sin la necesidad de construir nuevos ferrocarriles.

Asimismo, con un flujo más dinámico en las vías se garantiza que los andenes no se saturen, ya que detrás de cada tren viene otro que ayudará a que el tránsito no se acumule, lo que se traduce en una movilidad más eficiente, con horarios bien definidos de entrada y salida, esto a través del CBTC (Control de trenes basado en comunicaciones), el cual permite tener referencia del posicionamiento preciso de cada tren y con ello se puede regular la separación segura entre unidades, de manera que se puede aumentar el número de corridas y con ello la capacidad de transportar a más personas en momentos clave.

Los analistas estiman que el mercado de trenes autónomos crecerá un 8% anual en los próximos años, esto ante la creciente demanda de seguridad, protección y servicios de alta calidad.

“La automatización de los trenes permite aumentar la eficiencia de todos los procesos relacionados con el transporte, incluida la creación de soluciones más económicas y ambientalmente neutras. Por ello, cada vez más países deciden introducir soluciones autónomas en el transporte ferroviario. Se puede suponer que en varios años la cuota de mercado de los trenes autónomos aumentará significativamente, debido a su flexibilidad, comodidad, seguridad y sus beneficios ecológicos”, dijo en su momento Paweł Przyżycki, miembro de la Junta y director general de MLS Polonia.

Comenta y síguenos en Twitter: @GrupoT21

Banner