El tren rumbo a la competitividad

Canadian Pacific Kansas City (CPKC), la nueva red ferroviaria que surgirá por la fusión de Canadian Pacific (CP) y Kansas City Southern (KCS), será la línea que tomará el riel a partir de 2023 para unir a México, Estados Unidos y Canadá. Se espera que brinde soluciones a la problemática actual en la logística y mejore la conectividad en esta región, además de incentivar la inversión.

Jesús Francisco López, director de Relaciones Institucionales de la Cámara de la Industria de Transformación (Caintra) Nuevo León, comenta que la combinación subsanará algunas complicaciones que se presentan en la logística actual y es una buena oportunidad para que México sea un gran polo de inversión, sobre todo con Canadá, y competir con Asia y Europa.

“Celebramos que se esté gestando una compañía que pueda integrar las cadenas productivas de Norteamérica y que podamos fomentar la competitividad de la región para competir con otras a nivel mundial. Entre mejores opciones de conectividad tengamos, tendremos mejores opciones de suministros y eso es lo que estamos enfrentando, más complicaciones logísticas, cada vez menos acceso a materiales y mayores costos logísticos”, apunta.

 Agrega que las exportaciones se verán beneficiadas al tener rutas más interconectadas hacia todo Estados Unidos y Canadá. “Cuando hay una integración de gran calado como la que estamos a punto de observar, y en un mediano plazo, cuando tengamos la integración de plataformas, sistemas, de mejores prácticas internacionales, veremos servicios más expeditos, eficientes y plataformas tecnológicas más robustas, tiempos de respuestas más ágiles y sobre todo inversiones”.

Por su parte, Carlos Enríquez Barajas, presidente de la Asociación de Industriales del Estado de Michoacán (AIEMAC), abunda que CPKC brindará la posibilidad de mejorar la competitividad logística, no solo al estado sino al país.

“Por otro lado, preocupados siempre en Michoacán por los bloqueos al tren que, aunque podamos tener esa posibilidad de mayor infraestructura, eficiencia y mayor atracción, si las vías férreas siguen siendo tomadas en el estado, nos quita todas las intenciones de inversionistas nuevos”, comenta.

En este sentido, expone que no existe ninguna inquietud en particular con la fusión y la transición de 2 años que llevará, es un tiempo “ordenado y formal. El tema de los bloqueos no está en manos de Kansas, es más del estado, pero terminan impactando”.

Al destacar algunos de los beneficios con esta fusión, Óscar del Cueto, presidente de Kansas City Southern de México (KCSM), señala que, por ejemplo, para la importación de granos se tendrá una sola línea que conecte Canadá hasta México, es decir, un solo proveedor de servicio una sola documentación, un embarque, sin intercambios entre ferrocarriles y mayor agilidad en puntos fronterizos.

Te invito a continuar leyendo este texto en la edición electrónica de la revista T21 de marzo en este link.

100 - 2022

Revisa aquí la programación de: T21 TV

Comenta y síguenos en Twitter: @evandeltoro / @GrupoT21