Transporte intermodal en tiempos de COVID-19

México se encuentra en Fase 2 de contingencia debido al COVID-19 (coronavirus), lo que ha generado que se detengan las actividades no esenciales, sin embargo, el manejo y movimiento de mercancías es una actividad esencial y necesita adecuarse a la situación para continuar proveyendo a las cadenas logísticas de los diversos sectores productivos.

En esta línea, en el transporte intermodal se reconoce que esta situación es un reto. “Es un panorama completamente diferente y dependerá de nuestro empeño que todo esto funcione”, indicó Humberto Vargas García, Presidente de la Asociación Mexicana del Transporte Intermodal (AMTI) durante un panel virtual realizado este miércoles.

Vargas destacó que por ahora el “impacto más fuerte” se está reflejando en el movimiento intermodal cross-border debido al paro de la industria automotriz; además de que hay afectación en el intermodal marítimo debido al cierre de la industria en China, lo que tiene muy afectado el comercio en Asia con destino a México.

En tanto, el intermodal doméstico está exigiendo la reacción de todos los actores de la cadena de suministros, ya que la necesidad de llevar productos a los anaqueles continúa y en algunos sectores como consumo, alimentos, agroindustria es más prioritario que otros, dada la situación.

“Nuestro reto sigue siendo llevar los productos de consumo a donde la gente los necesita, llevar los insumos a donde los productores lo necesitan. Antes necesitábamos llevar una bebida a un restaurante ahora necesitamos llevarla a un supermercado”, explicó Vargas García.

Cobertura especial: COVID-19 y su impacto en la cadena de suministro

Al respecto, Diego Anchustegui, Director Comercial de Transportes EASO, reconoció que uno de los puntos importantes en los que el sector debe poner más atención es en la seguridad, debido a que pueden incrementar los robos en la carretera de productos de consumo primordial, por lo que habrá que estar en contacto constante con las autoridades.

Asimismo, hizo un llamado a las empresas de autotransporte y terminales interiores, marítimas y fronterizas a que apoyen a los operadores de autotransporte con alimentos, ya que “no tienen en dónde comer, no tienen en dónde detenerse porque todos los lugares están cerrados y es una parte preocupante”, resaltó.

Al respecto, Humberto Vargas añadió que incluso antes de la contingencia ya faltaban paradores seguros, y ahora con el cierre de restaurantes los operadores se ven obligados a buscar otras opciones por lo que es importante apoyarlos.

Además, se suma la falta de operadores de autotransporte, por lo que es necesario que los usuarios de transporte vean que el intermodal es una opción para movilizar más producto con menos personal.

A lo anterior, Ana Laura Salazar, Gerente de Ventas de Kansas City Southen de México, añadió que ante un mayor uso del intermodal los operadores de autotransporte se enfocan a la primera y última milla, por lo que no salen de su región y al no recorrer largas distancias no necesitan opciones de lugares para detenerse.

“En estos tiempos, sí hay respuesta de la industria intermodal y podemos encontrar una solución. El intermodal se adecua a las necesidades de los usuarios”, recordó el Presidente de AMTI.

Comenta y síguenos en Twitter: @Irale1427 / @GrupoT21