Capacidad aérea retrocede a niveles de 2003: OACI

La Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) informó que la industria regresó en términos de capacidad global a niveles de 2003, mientras que anticipó una caída de entre 41% y 50% en el movimiento de pasajeros para este año.

Salvatore Sciacchitano, presidente del consejo del organismo, dijo durante su participación en el evento sobre 'Resiliencia y eficiencia a través del liderazgo y la cooperación' en la era post-COVID para la aviación latinoamericana, que la caída es menor a la registrada en 2020 que fue de 60 por ciento.

“Las caídas significativas que se están soportando en los viajes aéreos globales y regionales continúan presentando graves tensiones de liquidez para las empresas y proveedores, y en toda la extensión de las cadenas de valor del transporte aéreo y el turismo”, expuso.

Mencionó que la pandemia de COVID-19 no es solo una crisis de salud, también es económica y financiera que presenta “a los gobiernos con concesiones muy difíciles en términos de las prioridades sociales, económicas y de salud en cuestión”.

En este sentido, recordó que el grupo de trabajo de recuperación de la aviación (CART) del consejo de la OACI ha estado considerando de manera proactiva los desafíos que la industria tienen por delante.

Explicó que en sus últimas recomendaciones de respuesta y recuperación de la Fase III se habían identificado nuevas prioridades para ayudar a la alineación internacional de las medidas y promover una cooperación público-privada más eficaz entre los gobiernos y la industria.

“Esta última fase de la guía y las recomendaciones del CART se ha centrado en cuestiones específicas relacionadas con las estrategias de gestión de riesgos multicapa de los Estados. Apoya la creación de corredores de viaje de salud pública, promueve la distribución global segura y eficiente de vacunas y los servicios aéreos multilaterales de carga, y fomenta los certificados de prueba COVID-19 estandarizados para un uso internacional seguro”, explicó.

De igual manera, también incluyen consideraciones actualizadas sobre la vacunación de las tripulaciones aéreas, prioridades de seguridad relacionadas con la recuperación sectorial y un estímulo para que los funcionarios nacionales de aviación civil y transporte defiendan más enérgicamente las prioridades económicas y de salud pública del transporte aéreo.

Sciacchitano destacó que el éxito a corto plazo de estos objetivos dependería del establecimiento de estrategias de gestión de riesgos nacionales y regionales para abrir gradualmente las rutas aéreas, y del papel del transporte aéreo como facilitador y multiplicador de la resiliencia económica y recuperación.

Comentó que las implicaciones potencialmente profundas a largo plazo para los modelos comerciales tradicionales de transporte aéreo y las operaciones posteriores a la pandemia también se identificaron como una preocupación clave para los líderes de la aviación en el futuro, ya sea debido a la digitalización acelerada o a las mayores expectativas de los pasajeros de opciones de viaje más saludables y sostenibles, por mencionar algunas.

Revisa aquí la programación de: Diálogos Empresariales de Logística.

Comenta y síguenos en Twitter: @GrupoT21